Características importantes del cochecito para el bebé

El cochecito para el bebé tiene ciertas características, detalles y aspectos que deben tomarse en cuenta. Ya que pueden ir desde los más ligeros hasta los más pesados, los más completos en accesorios hasta los que menos elementos tienen, y así sucesivamente con cierta cantidad de cosas que son necesarias o no pueden tener o faltarle al mismo. Para que estés al tanto de lo más importante, acá te destacamos sus características necesarias y estés atento a la hora de adquirir un cochecito.

Las dimensiones: Estas deben ser medidas tanto abiertas como plegadas, esto para evitarse sorpresas desagradables al llegar a casa o al tratar de meterlo en el maletero y que no encaje en ninguno de los mencionados sitios.

Existen dos tipos de plegado, el sencillo y el compacto. Pero, mientras más sencillo el cochecito sea al plegar, mucho mejor. Esto ocurre también con el tamaño del mismo, para que pueda ser transportado más fácil. Ya que muchas veces algunos padres tienen que hacerlo por separado y es algo complicado en ocasiones.

Las sillas o también conocidas como maxicosi bidireccionales/reversibles: Existen diversos sistemas de montado que dan la facilidad de colocar la silla o el maxicosi viendo hacia adentro, es decir, hacia quien lleva al bebé, así como también quien lo lleva en el otro sentido, que es hacia afuera. Esto es de gran utilidad para los padres, así podrán cambiar al bebé de posición de acuerdo a sus necesidades. Asimismo, es una forma ideal de estar al pendiente del pequeño para atenderle cuando sea necesario o simplemente mostrarle el mundo para que se divierta.

El manillar corrido de una pieza: Muchos cochecitos pesan más que otros que sirven como sillas de paseo, por eso existe el mencionado sistema de manilla. Es funcional debido a que pueden ser extensibles y multiposicionales.

Las ruedas gruesas y grandes: Aquellos coches que tienen tres ruedas pueden girar con más suavidad y lo que tienen cuatro ruedas, suelen brindar estabilidad. No importa el modelo que quieras elegir, es necesario tomar en cuenta que las ruedas deben ser grandes y también gruesas. Por esta razón los cochecitos de modelo vintage, no son muy recomendados, ya que poseen ruedas de bicicleta y a veces no suelen ser cómodas ni manejables.

La capota: Esto es de gran utilidad, ya que puede evitar el uso de sombrillas que suelen ser un poco incómodas. Las capotas grandes son perfectas para proteger al bebé del sol y puede ahorrar el uso también, de una burbuja de lluvia en caso de vientos moderados. Usualmente los cochecitos suelen tener una capota tipo estándar, pero existen varias opciones como capota de multiposición o extensible XXL.

Accesorios básicos

Así como hay cochecitos que vienen con muchos accesorios incluidos, existen otros que no. Así que debes tomar en cuenta cuáles son los realmente básicos y necesarios. La burbuja de lluvia y la cesta portaobjetos es algo que no puede faltar y te explicamos el porqué.

Burbuja de lluvia

También conocida como mosquitera, es un accesorio del cochecito totalmente imprescindible porque funciona para proteger al bebé de fuertes vientos y lluvias. Ideal para la época de invierno.

Cesta portaobjetos

A pesar de que casi todos los fabricantes de cochecitos suelen incluir una cesta portaobjetos con el bolso de maternidad, puede que algunas veces exista la excepción. Por ello, es importante estar al pendiente si se encuentra incluida dicha cesta, totalmente funcional para largos paseos o viajes con el bebé. Ahí van usualmente los objetos necesarios para el cuidado y alimentación del niño. Asimismo, los padres recurren a este tipo de accesorios para colocar sus pertenencias y ahorrarse espacio llevando bolsos.